La técnica de Stop Motion consiste en dar movimiento a objetos (en este caso frutas) que son estáticos y no pueden moverse por si mismos.

En esta animación se prepara mágicamente una macedonia de frutas